sábado, 17 de maio de 2008

Usted ya fue abduzido?

Millones de personas en el mundo afirman haber sido secuestradas por ETs. Conozca algunos casos.

Relatos de personas que dicen haber sido secuestradas por alienígenas acostumbran caer en el campo del irreal y del folclore - para no decir maluquice. Todo no pasa de alucinação? ES historia de quien sufre de la cabeza? Una cosa parece correcta: es gente demasiado para todo resumirse a una deslavada mentira colectiva. En 1991, el Instituto Roper hizo una investigación y purificó: 3,7 millones de americanos dijeron haber sido abduzidos - o sea, secuestrados por ETs. El mismo instituto repitió la investigación en 2002: de esa vez, "sólo" 2,9 millones de americanos presentaban síntomas que los especialistas asocian al fenómeno de la abdução. Algunos de ellos: despertar con la sensación de una presencia en el cuarto, ver luces extrañas sin saber de donde ellas vienen, tener la sensación de flotar en el aire, encontrar cicatrizes de origen desconocido en el cuerpo y no acordarse de donde estuvo o del que hizo durante un correcto lapso de tiempo.

De más célebre historia de abdução envolvió la pareja Barney y Betty Hill. El día 19 de septiembre de 1961, ellos volvían vacacional en Canadá para New Hampshire, en Estados Unidos. Ya cerca de casa, tuvieron una súbita sensación de formigamento, seguida de fuerte sonolência. Algún tiempo después, ya en casa, Betty notó que andaba con las ropas rasgadas y Barney, con los sapatos arañados. El curioso es que ellos no se acordaban del que había si pasado en el tramo final del viaje. Era como si las últimas horas hubieran sido borradas de la memoria.

Con el tiempo, pesadillas comenzaron a atormentar Barney y Betty. Los dos decidieron buscar ayuda psiquiátrica. Por medio de la regressão hipnótica, relembraram los últimos momentos del viaje: la pareja habría sido retirado del coche por seres humanóides de cerca de 1,50 metro de altura y sometido a diversos exámenes invasivos. Barney dije que un aparato fue introducido en su abdômen. Betty habría conseguido comunicarse con el líder del grupo, que apuntó un mapa celeste y reveló de donde venía. Más tarde, Betty diseñó el tal mapa con una increíble riqueza de detalles. Según una especialista, se trataba de una ruta conectando las estrellas Zeta 1 y Zeta 2 a nuestro planeta.

GUIÓN COMÚN

Después de la divulgación del caso Hill, varias historias de abdução comenzaron a aparecer por toda parte. Analizando los casos, los ufólogos consiguieron determinar un padrão. Según ellos, los ETs acostumbran escoger sus víctimas a dedo. Ellos observan el futuro abduzido atentamente, estudian su rotina. En general, la abdução ocurre cuando la víctima se encuentra sola o en lugar yermo. La persona recibe un estímulo, como un lampejo o un zunido, que sirve para controlar su mente. La captura más común ocurre por medio de un cono de luz que desciende de la nave alienígena. Llevada para dentro de la espaçonave, la víctima es sometida a una batiría de exámenes, como recolecta de muestras de sangre, heces, pedazos de piel, mechas de cabello, esperma y óvulos. Tras ese check-up médico completo, la víctima es devuelta al local donde hube sido capturada. Generalmente, todo es borrado de su memoria, y el abduzido despierta con la sensación de despertar de un sueño.

Hay quien atribuya tales síntomas a un disturbio del sono llamado narcolepsia, que puede ser desencadenado por situaciones de estresse y afecta la parte del cerebro responsable por el control del sono y de la vigilia. Quién sufre de ese problema puede tener alucinações auditivas o visuales. Y más: el americano Robert Todd Carroll, que mantiene la web Diccionario del Escéptico (www. skepdic.con), llama la atención para la increíble semejanza en los relatos de abdução. Para él, el motivo es simple: "La explicación más razonable para los relatos sean tan similares es que ellos son basados en las mismas películas, en las mismas historias, en los mismos programas de televisión y en las mismas historias en quadrinhos".

Influenciados o no por la industria cultural, los brasileños no quedaron de fuera de esa onda. Hay varios relatos de abdução. Uno de los más recientes fue lo de la cantante Elba Ramalho, que, en 2001, reveló que había sido abduzida "diversas veces". En una de las ocasiones, los ETs habrían implantado en ella un microchip - posteriormente removido por "seres celestiais".

Ni siempre la historia acaba de forma tan prosaica. En 1988, un hombre fue encontrado muerto a la márgenes de la represa de Guarapiranga, en la ciudad de São Paulo. El cuerpo estaba totalmente mutilado: no tenía los ojos, las orejas, los labios, el saco escrotal y las vísceras. Los órganos parecían haber sido removidos con precisión cirúrgica. Examinando las fotos y el laudo de necropsia, a ufóloga Encarnación Zapata Garcia concluyó que se trataba de un caso trágico de abdução. Más del que eso: sería el primer caso conocido en el mundo de mutilação de un ser humano por extraterrestres. Esa hipótesis, sin embargo, es contestada en el propio medio ufológico. Según apuração hecha por la pareja Claudeir y Paola Covo, del Instituto Nacional de Investigación de Fenómenos Aeroespaciais (Infa), la víctima, un hombre llamado Joaquim Sebastião Gonçalves, de 53 años, era epiléptico y probablemente tuvo un mal súbito mientras pescaba solo en la represa. Sin nadie para socorrerlo, él tendría agonizado lentamente y sido devorado por urubus y ratones.

CASCO SALVADOR

Cualquiera que sea la verdad, para eliminar totalmente el riesgo de abdução, el profesor americano Michael Menkin, 61 años, colaborador de Nasa, cree tener la solución. Hace cinco años, él creó una engenhoca que bautizó de Screen Helmet, un casco que, según él, es capaz de repelir cualquier alienígena apenas-intencionado. El casco, que es hecho con una espuma especial, utilizada en transporte y protección de componentes electrónicos, impediría que los ETs se comuniquen telepaticamente con los humanos y controlen su mente - impossibilitando así la abdução. "Estudio los fenómenos extraterrestres hace más de 40 años. Por las investigaciones que hice, la única cosa que puede parar los ETs e impedir las abduções es el Screen Helmet", dije Menkin, de su casa, en Seattle. "Creo que el planeta será invadido en, a lo sumo, 15 años. Cuando eso acontecer, ningún lugar será seguro."

"La explicación más razonable para los relatos de abdução sean tan similares es que ellos son basados en las mismas películas, en las mismas historias, en los mismos programas de televisión y en las mismas historias en quadrinhos"

Todd carroll, autor del Diccionario del Escéptico

Está hablando conmigo?

Conozca algunas opciones, según relatos de quienes dice ya haber pasado por eso

Lengua alien

Hay relatos de que los alienígenas usan su propia lengua, lo que, naturalmente, dificulta la comunicación con los humanos. Un ejemplo habría ocurrido en Quarouble (Francia), en que una testigo, al aproximarse de un óvni y ver seres en su interior, escuchó algunas palabras extrañas, que le parecieron sonar como "bukak... bukak...".

Inglés universal

Consta que, el día 17 de noviembre de 1966, en la Carolina del Sur (Estados Unidos), un óvni tendría aterrissado cerca de dos policías. Por una apertura surgió una escalera y por ella habría descendido un homenzinho vistiendo una ropa brillante y dorada. Él tendría se aproximado de los policías y conversado con ellos - en inglés impecável.

Poliglota

Cierta madrugada, en Francia, un trabajador vio un desconocido vestido de piloto. El sujeto balbuciou algunas palabras, que el trabajador juzgó ser parecido con ruso. El trabajador entonces le preguntó la hora, en ruso. El desconocido respondió que eran 2h30. "El señor mente, pues ya son cuatro horas", retorquiu el trabajador. Desconcertado, el desconocido huyó.

Telepatia

Hay personas que afirman tener "oído" alienígenas hablen sin pronunciar cualquier palabra, en una especie de comunicación mental. Las testigos dicen haber conseguido captar palabras, imágenes y sensaciones sin el más pequeño esfuerzo. Hay relatos de que ese tipo de comunicación es muy común en abduções.

http://super.abril.ig.com.br/superarquivo/2005/conteudo_125896.shtml

Sem comentários:

Enviar um comentário